Las dovelas: la novedad de la nueva línea 7 del Metro

Las dovelas: la novedad de la nueva línea 7 del Metro

Osvaldo Cortés, gerente del nuevo tramo, explica que se van a usar 26.000 anillos de hormigon armado que revestirán los túneles.

Fuente: LUN

Desde Metro cuentan que las Dovelas -unas estructuras de hormigón armado, que forman un gran anillo- son la principal novedad de la construcción de la nueva Línea 7. Las obras se iniciaron este juves, aseguró el Presidente Sebastián Piñera, y se estima que inauguración sea el 2027.

Estas piezas, explica Osvaldo Cortés, gerente de la Línea 7 de Metro de Santiago, forman un anillo prefabricado y son el revestimiento de los túneles. Son instaladas a través de una máquina perforadora, que será utilizada por primera vez en la ejecución de túneles de Metro.

Tunnel Boring Machine

“La máquina tuneladora TBM (Tunnel Boring Machine), es una fábrica de túnel”, afirma Cortés. “Junto con horadar el terreno con su cabezal rotatorio en el diámetro requerido, detrás y conjuntamente va instalando las dovela que forman cada anillo. También, y simultáneamente con la colocación de cada anillo de siete dovelas, inyecta un mortero viscoso entre el anillo y el terreno que lo circunda, de tal forma que deja soldado el contacto del anillo con la excavación circular. Así detrás del paso de la máquina tuneladora TBM, el túnel queda terminado”.

Dicho de otro modo: las dovelas aseguran el sostenimiento del túnel mientras la TBM va avanzando en la construcción. A la vez, cuando la tuneladora avanza, atrás va quedando un túnel hecho con esos segmentos.

Fuente: Metro Santiago

Anillos de hormigón

Imagine un gran anillo que se divide en seis partes de igual tamaño y una más pequeña en el centro, que cierra la argolla de hormigón. Las seis piezas iguales son las dovelas y la más pequeña se llama clave. Cada dovela mide 4,4 metros de longitud de arco, 1, 7 metros de ancho y 32 centímetros de espesor. Tienen un peso aproximado de 2,5 toneladas.

“Entre ellas van unidas a presión”, explica Cortés, gerente de Línea 7. “Todas cuentan con un anillo de goma, que les permite sellar su frente de contacto con la dovela vecina”.

La palabra dovela, cuenta Cortés, se usa indistintamente para segmentos de elementos prefabricados. “Por ejemplo, dovelas para segmentos prefabricados de tableros de puentes o viaductos”, dice.

Fuente: Metro Santiago

19 estaciones y 26.000 dovelas

La nueva línea cruzará siete comunas: Renca, Cerro Navia, Quinta Normal, Santiago, Providencia, Vitacura y Las Condes. Tendrá 26 kilómetros de longitud y 19 estaciones. Otra novedad: Renca, Cerro Navia y Vitacura se incorporarán por primera vez a la red de Metro.

En promedio, se espera poder avanzar de 15 a 17 metros al día con la máquina TBM. Esto significa fabricar alrededor de 70 dovelas por día. Las primeras comenzarán a producirse durante el primer semestre de 2023.

Para construir toda la nueva línea se necesitará producir 26.000 unidades de dovelas. La instalación de faenas de la planta de esas piezas -detalla Cortés- tendrá una superficie total de 5,7 hectáreas, que se divide entre la zona de fabricación y el sector en que se acopian.

Mayor rendimiento de avance

El gerente de la Línea 7 asegura que la TBM tiene muchas ventajas de excavación en suelos finos. “Evita hormigonado y moldes en el lugar”, asegura. “También aumenta significativamente el rendimiento de avance pues se maneja un stock y se utiliza a medad que se avanza. Es una faena limpia que deja un nivel de terminación excelente”, sostiene.

Share this post

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.